Helio

Tu sonrisa es como helio en mis venas,

como peligro cayendo sobre mi alma,

cada vez que lo respiro.

Tu mirada es helio en mi respiración,

que si la observo se eleva mi imaginación,

pero si le obedezco se quema mi interior.

Tu voz es helio entrando en mis oídos,

que se libera siempre con chasquidos,

que crea una ilusión en el sonido. 

Eres helio en el ambiente,

cortando el oxígeno alrededor,

y haciéndome toser.

Si estás cerca me levantas,

pero si te veo vuelvo a caer.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s